Fuga de Aceite de Motor: Causas Comunes y Cómo Prevenirlas

La señal más obvia de una fuga de aceite de motor es un charco de líquido marrón o amarillo oscuro debajo de tu automóvil. También puedes notar que sale humo de debajo del capó o el olor a aceite quemado.

Lo que generalmente coincide con una luz de aceite del tablero de instrumentos o un indicador de temperatura que se acerca hacia la zona roja. Echemos un vistazo más de cerca a lo que significa cuando tu automóvil tiene una fuga de aceite de motor.

También revisaremos los signos más comunes de una fuga de aceite y sus causas. Por último, examinaremos cómo ayudar a detener o prevenir una fuga de aceite, así como lo que puedes esperar en términos de costos de reparación.

Fuga de Aceite de Motor
Fuga de Aceite de Motor
Índice()

    ¿Qué Significa que tu Coche tenga una Fuga de Aceite de Motor?

    El motor usa aceite para mantenerse lubricado, asegurando que el movimiento de sus partes internas genere la menor fricción posible. Si existe demasiada fricción, tendrás problemas de sobrecalentamiento, lo que puede ocasionar reparaciones costosas si no se controla.

    Cuando tu automóvil pierde aceite, suceden algunas cosas.

    La primera, es que el motor no obtiene la cantidad de lubricación que necesita mientras está trabajando, lo que genera más fricción. Esto se deduce porque al perder aceite, no existirá la cantidad de aceite óptima para realizar el trabajo de lubricación, ni el de refrigeración.

    La segunda, es que, al ser poco aceite, cada gota que se encuentre en el sistema, debe trabajar mucho más para compensar la pérdida, ya que el sistema de energía sigue siendo el mismo. Esto hará que el aceite en el sistema se vea “forzado” a trabajar más, pudiendo perder sus características mucho más rápido que en situaciones normales.

    Y la tercera, por supuesto, es que existe un nivel crítico, en el cual, el aceite está tan bajo de nivel, que la bomba no pueda ponerlo en circulación. El motor se queda sin lubricación, y la falla es del tipo catastrófica. Este es el escenario que debes evitar.

    Por esta razón, siempre debes abordar una fuga de aceite ante los primeros signos de un problema. Entonces, veamos los síntomas más comunes de la fuga de aceite de motor en tu automóvil.

    ¿Cómo Saber si tu Coche Tiene Fugas de Aceite de Motor?

    Pues, te mostraremos algunos síntomas que te indicarán la fuga, para que tomes los correctivos necesarios.

    1. Charcos visibles debajo de tu coche

    La primera, y la señal más obvia de que tu automóvil está goteando aceite, son los charcos visibles de líquido oscuro debajo de él. Si es de color marrón oscuro o amarillo oscuro, es aceite, si es rojo, es líquido de transmisión y si es naranja o verde, es refrigerante.

    Lo principal a tener en cuenta es el nivel de aceite que exista en el cárter, ya que, si tu automóvil ha perdido mucho de este líquido, es motivo de alarma.

    2. Sale humo del motor / olor a aceite quemado

    El único humo que debe salir de tu automóvil son los gases de escape, y solo deben salir por el tubo de escape. Si hay una fuga de aceite interna, es muy probable que gotee en el colector de escape.

    Esto dará como resultado varias cosas, la primera es el humo que sale de debajo del capó. El segundo es un chisporroteo, así como un olor amargo desagradable, que es el aceite quemándose.

    Si tu automóvil pierde aceite y humea, es probable que se deba a esto. Lo cual debes manejar lo antes posible, o correrás el riesgo de dañar los sensores de oxígeno y las juntas. También, el cárter se vaciará rápidamente.

    3. Luz de aceite en el tablero

    Existe un indicador en tu tablero que te avisa cuando cae la presión de aceite en el motor. Es conocida como la luz de aceite del tablero. Siempre debes tomarte esta luz muy en serio. De lo contrario, el peor de los casos es un motor atascado debido a la falta de lubricación.

    Una caída en la presión del aceite no siempre significa que haya una fuga. Simplemente podría implicar que se debe cambiar el aceite. También podría significar una pieza defectuosa, como una bomba de aceite o un sensor de aceite.

    Si la luz indicadora de aceite se enciende mientras conduces, lo mejor que puedes hacer es detenerte y verificar la varilla medidora. Si notas que falta, debes completarlo de inmediato antes de encender el coche nuevamente.

    4. Sobrecalentamiento del motor

    Tener suficiente aceite es crucial cuando se trata de que tu motor se mantenga dentro de un rango de temperatura seguro. Como mencionamos anteriormente, el aceite mantiene el calor bajo al reducir la fricción.

    El aceite también permite que el sistema del motor se mantenga a una temperatura estable, junto con el sistema de refrigeración. Si el motor se sobrecalienta, es muy probable que se atasque. Lo que generalmente significa el fin de tu motor y el comienzo de extensas y costosas reparaciones.

    Si hay una fuga de aceite y el nivel cae lo suficientemente bajo, las posibilidades de que se sobrecaliente aumentan dramáticamente. Si notas que el indicador de calor tiende hacia la zona roja, es preferible que verifiques el nivel de aceite.

    También te puede interesar: El ECM o Módulo de Control Electrónico

    Causas Comunes de Fuga de Aceite de Motor

    Es bueno que sepas lo que causa una fuga de aceite. Así podrás corregir de inmediato.

    1. Filtro de aceite defectuoso

    Los filtros se encargan de eliminar los contaminantes del aceite antes de que puedan dañar el motor. La mayoría dura alrededor de 3 meses o 5.000 kilómetros, momento en el cual debes reemplazarlo por uno nuevo.

    Si ignoras un filtro de aceite ya dañado o pasado de tiempo, no podrá hacer el trabajo para el que fue diseñado, y puede provocar en el coche una fuga de aceite.

    El motor genera mucha presión, y esto puede causar que el filtro se afloje y se desalinee. En cuyo caso, debe corregirse o reemplazarse.

    2. Tapa de llenado suelta o rota

    Esta causa es la más sencilla de todas. En estos casos, basta con solo reemplazarla o ajustarla correctamente.

    Cuando verifiques el nivel de aceite, deberías poder notar si hay problemas con esta tapa, y actuar en consecuencia.

    3. Tapón de drenaje dañado

    Si tu automóvil pierde aceite después de un cambio de aceite, es muy probable que se deba a un tapón de drenaje desgastado o desalineado. El tapón de drenaje de aceite está ubicado en la parte inferior de tu cárter de aceite y, como su nombre indica, es la forma en que se drena el aceite de tu automóvil.

    Si está gastado o atornillado incorrectamente después de un cambio de aceite, puede gotear. También puede dañarse por golpearse con algo.

    4. Daños en el cárter de aceite

    Si revisas y consigues una fuga debajo del motor, podría deberse a daños en el cárter de aceite. Por lo general, se compone de acero delgado y se atornilla a la parte inferior del motor con una junta en el medio.

    Sirve como depósito de aceite mientras los motores están apagados. No tiene que haber un agujero en el cárter de aceite para que gotee aceite. La junta puede aflojarse o dañarse al golpearse, lo que provocaría una fuga de aceite debajo del automóvil.

    5. Empaques y sellos degradados

    Es la más común de las causas de fugas, los empaques degradados. Las juntas conectan diferentes partes metálicas. Creando un sello que permite la transferencia de fluidos, sin que se filtren donde no deben.

    Con el tiempo, las juntas se degradarán, lo que hará que las juntas se debiliten. No hay una cantidad fija de tiempo que puedas esperar, pero por lo general, no debería tener ningún problema antes de los 200.000 kilómetros.

    Si se determina que existe alguna junta dañada, lo ideal es que realices la reparación lo antes posible.

    6. Grieta en el Bloque

    Si notas una gran cantidad de aceite que se escapa de la parte delantera de tu automóvil, podría deberse a una grieta en el bloque. Esto es una reparación costosa.

    A veces incluso, se escapa de reparación y hay que desecharlo. Un bloque de motor es una sola masa de metal y, si se agrieta, las reparaciones para corregirlo pueden ser importantes. El aceite puede filtrarse a través de una grieta interna y terminar donde no pertenece.

    O puede tener una fuga externa, lo que notarás rápidamente.

    Cómo Prevenir una Fuga de Aceite de Motor

    Existen ciertas acciones que puedes hacer para prevenir una fuga. Todas son de sentido común, así que no tendrás problemas en llevarlas a cabo.

    1. Respeta la frecuencia de cambios de aceite

    Si analizas algunas de las causas de las fugas de aceite, mantener una frecuencia de cambio de aceite puede ser realmente beneficioso para detectarlas temprano. Primero, está el filtro de aceite, que puede causar una fuga si está desgastado o desalineado.

    Luego, está el cárter de aceite, la tapa de llenado y el tapón de drenaje. Con lo cual, si cambias el aceite con la suficiente frecuencia, deberías notar problemas antes de que empeoren.

    La mejor sugerencia de frecuencia es seguir el programa de servicio recomendado y establecido por el fabricante. La mayoría de los vehículos más nuevos son adecuados para hasta 15.000 kilómetros, pero mucho de eso depende de la forma de las carreteras que frecuentas.

    Hay otros en los que debes hacer el cambio cada 5.000 kilómetros, o 10.000 kilómetros. Asegúrate de consultar tu manual de propietario o llamar a un taller certificado para asegurarte de la frecuencia de cambio ideal para tu coche.

    2. Respeta el tipo de aceite

    No debes cambiar el tipo de aceite que usa tu motor. Tampoco mezclarlo con otros aceites. Cada motor está diseñado con un tipo de aceite específico, con características específicas, y mezclarlos, puede darte otro problema adicional.

    Además de su función lubricante, los aceites tienen aditivos para resistir el calor, para adherirse a las piezas que lubrica, para enfriarse más rápido, etc.

    Como dato adicional, muchos aceites más nuevos contienen aditivos que pueden ayudar a detener o prevenir fugas debido al desgaste de los sellos y juntas. Estos aditivos hacen que los sellos degradados se hinchen, lo que aprieta el sello y las hace más flexibles.

    Como se mencionó con el programa de servicio sugerido, asegúrate de revisar el manual cuando busques el tipo de aceite adecuado para tu modelo.

    3. Usa aditivos para detener fugas

    Si actualmente tu coche no usa un aceite con propiedades para detener fugas, puedes comprar un aditivo, siempre y cuando sea compatible con tu aceite. Ablandan y acondicionan los sellos, provocando que se hinchen, lo que puede ayudar a detener las pequeñas fugas.

    Sin embargo, no es una solución permanente y no son útiles para fugas más grandes. Tu mejor opción es abordar el problema de frente llevando tu automóvil a un taller para diagnosticar la causa de la fuga y solucionarla.

    4. Conduce con cuidado

    El cárter se encuentra debajo de tu coche, en una zona bastante baja. Algunos modelos traen un protector para que no reciba golpes directos, pero no es la regla.

    Lo importante es que evites a toda costa pasar por encima de objetos altos o escombros que puedan impactar el cárter y moverlo, o en el peor de los casos, romperlo.

    Si el cárter se rompe por un impacto, no podrás hacer nada salvo llamar un servicio de remolque y llevarte el coche hasta el servicio más cercano. Y aunque es una falla que puedes reparar, lo mejor es evitarla.

    ¿Cuánto cuesta una reparación de fuga de aceite de motor?

    El cambio de un filtro, una tapa de llenado rota o un tapón de drenaje dañado son triviales y no deberían costar más de 80 euros en tu tienda local de repuestos para automóviles.

    Más allá de eso, se vuelve más costoso. Para un cárter de aceite dañado, los costos pueden alcanzar hasta los 800 euros, incluidas las piezas y la mano de obra. Para una junta degradada, depende de qué sello sea.

    Si es la empacadura de cámara, se necesitan muchas horas o días para reemplazarla, lo que puede generar un costo de 1.200 euros o más dependiendo del modelo del coche.

    Y luego hay una grieta de bloque, que es lo único que nadie quiere escuchar. Para reparar una grieta en un bloque, el costo promedio es de aproximadamente 2.500 euros, pero solo si es posible. Por lo general una grieta de este tipo, daña el bloque y debes cambiar de motor.

    Si una reparación se considera imposible, la única opción es reemplazar el motor. Para un motor normal, esto puede significar unos 4.000 euros. Para un motor de lujo o de alto rendimiento, puedes llegar a la increíble cifra de 10.000 euros.

    ¿La mejor manera de mantener bajos los costos? Ocúpate de una fuga de aceite inmediatamente ante los primeros signos de un problema.

    ¿Es seguro conducir un coche con fugas de aceite?

    También te puede interesar: Las 7 Fallas Comunes del Radiador

    Solo puedes esperar lo mejor hasta que se convierta en lo peor. Nunca puedes estar seguro hasta que diagnostiques la causa. En términos de costo, continuar conduciendo un vehículo que tiene fugas de aceite es una forma segura de empeorar las cosas.

    Si notas un charco de líquido oscuro debajo de tu automóvil, la luz de aceite en el tablero de instrumentos o un sobrecalentamiento en el motor, debes verificar el nivel de aceite. Si está bajo, agrega un poco, si continúa goteando, llévalo a un profesional.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir