Las 4 Fallas Más Comunes de la Bomba de Agua + Como Reparar

El motor de ningún automóvil puede trabajar normalmente cuando la bomba de agua está limitada en su función o está dañada. Si lo mantienes encendido en esas condiciones, pagarás las consecuencias tarde o temprano. En esta guía aclaramos por qué es importante actuar con rapidez y te ofrecemos una lista de las fallas comunes de la bomba de agua de tu coche.

En los motores de combustión interna refrigerados por agua, la bomba de agua tiene la función de garantizar un circuito de refrigeración ininterrumpido y cíclico.

Las 4 Fallas Comunes de la Bomba de Agua
Bomba de agua de coche
Índice()

    ¿Qué hace la bomba de agua del coche?

    En el automóvil, la bomba de agua es una parte esencial del circuito de refrigeración. En los motores modernos, transporta el refrigerante calentado fuera del bloque del motor para llevarlo al radiador. Esta circulación, impulsada por la bomba, evita el sobrecalentamiento del motor.

    De esto se puede derivar el daño consecuente grave causado por una bomba de agua defectuosa. Por ejemplo, si se produce un daño mecánico en la bomba, el circuito de refrigeración del automóvil se interrumpe y el motor se sobrecalienta al poco tiempo.

    Por lo tanto, es importante que todos los conductores reconozcan los síntomas de una falla de este tipo, para remediarlo de inmediato.

    ¿Cuándo es necesario cambiar la bomba de agua?

    Hay varias fallas mecánicas que pueden hacer necesario cambiar la bomba de agua del coche. Dado que este dispositivo funciona sin interrupción en el motor, el desgaste es algo común.

    No es necesario reemplazar el componente completo si solo es un sello lo que está afectado, pero ¡Ojo!, solo algunos modelos y marcas permiten la reparación de la bomba. La mayoría contempla el cambio total de la bomba.

    Las bombas de agua actuales están fabricadas de forma robusta y, por lo tanto, pueden permanecer en funcionamiento durante mucho tiempo. Un automóvil puede viajar de 120.000 a 150.000 kilómetros sin necesidad de un cambio de bomba.

    Al sustituir la bomba de agua, también es necesario cambiar la correa dentada que le suministra la energía que necesita. Si su tensión se reduce a lo largo de los años, el desajuste de la bomba de agua puede volverse demasiado grande, lo que significa que la potencia ya no se transmite correctamente.

    Se trata por lo tanto, de un montaje preventivo, que apenas aumenta los costes de la intervención, ya que la correa no es tan costosa.

    Reemplazo del Refrigerante

    Inevitablemente, cambiar la bomba de agua también implica cambiar el refrigerante. Este debe drenarse antes de poder quitar la bomba de refrigerante. Después de insertar el nuevo componente y cerrar el circuito, se vierte refrigerante nuevo.

    Así que toma las previsiones necesarias y compra la cantidad de refrigerante que necesita el circuito de refrigeración para funcionar correctamente. En el manual de usuario de tu coche encontrarás la cantidad requerida, junto con el tipo y marca recomendados.

    Síntomas de una bomba de agua defectuosa

    Básicamente, se pueden diferenciar cuatro tipos de defectos en la bomba de agua.

    1. La bomba de refrigerante puede perder su estanqueidad debido al desgaste. Esto puede provocar una fuga de refrigerante. Como resultado, el motor no se enfría correctamente, lo que puede provocar daños en el motor.
    2. Si la bomba o el propio impulsor están defectuosos, esto hace que el refrigerante se caliente demasiado porque ya no circula correctamente. Esto también puede provocar daños en el motor.
    3. Si se golpea el cojinete de una bomba de agua accionada por la correa dentada, la correa dentada ya no funciona con suavidad y puede golpear los bordes de la guía exterior, desgastarse y, en el peor de los casos, romperse. Esto también puede provocar daños en el motor.
    4. En el caso de una bomba de agua accionada eléctricamente, el motor eléctrico puede estar defectuoso y dejar de accionar la rueda de la bomba. Esto también significa que no hay circulación, lo que puede provocar daños en el motor.

    Para evitar daños consecuentes graves, la bomba defectuosa, incluidas las juntas, debe sustituirse rápidamente.

    Fallas Comunes de la Bomba de Agua

    Pero, ¿Cómo pueden los conductores reconocer el momento de actuar en la bomba de agua de tu coche? Si la bomba está defectuosa, podrás encontrarte algunos de los siguientes síntomas.

    • Sobrecalentamiento del motor.
    • Fallo de la calefacción.
    • Pérdida de refrigerante.
    • Desarrollo de ruido extraño.

    1. Sobrecalentamiento del motor

    En caso de un defecto avanzado o falla total de la bomba de agua, el flujo de refrigerante en el motor se detiene. Al conducir, esto lleva a un rápido aumento de la temperatura del motor.

    Si continúas conduciendo de todos modos, corres el riesgo de dañar el motor. Por lo tanto, si la temperatura aumenta sin control, debes estacionar el automóvil y llamar a un servicio de asistencia en caso de emergencia.

    El efecto que se produce impide un enfriamiento adecuado porque el líquido refrigerante ya no circula. Los automóviles que tienen un indicador de temperatura del motor proporcionan rápidamente la evidencia necesaria. Debes apagar inmediatamente el motor para echar un vistazo al circuito de refrigeración.

    En algunos modelos de coche, la temperatura exacta no se muestra al conductor, pero colocan una luz de advertencia que te indica que puede haber problemas de temperatura en el motor.

    Las 4 Fallas Comunes de la Bomba de Agua
    Sobrecalentamiento en el motor

    2. Falla en la calefacción

    La calefacción del automóvil, que absorbe la energía térmica del motor, ya no puede funcionar si ocurre algún problema con la bomba. El principio de la calefacción del coche, es aprovechar la temperatura del refrigerante caliente saliendo del motor, y utilizar ese calor para la cabina.

    Pero si el circuito de refrigerante no se cumple por algún problema en la bomba, la calefacción no funcionará en lo absoluto, no podrás calentar la cabina.

    3. Pérdida de refrigerante

    Una pérdida abrupta o gradual de refrigerante habla de una bomba de agua de refrigeración con fugas. El refrigerante que se escapa se distribuye en el compartimento del motor o forma un charco debajo del vehículo.

    Este síntoma también puede indicar un defecto en el radiador, la culata de cilindros o una fuga en el sistema de tuberías. Se recomienda encarecidamente que un taller especializado verifique esta falla.

    La pérdida de refrigerante te indica que tienes problemas con el circuito refrigerante. Esto puede pasar en casi cualquier punto del circuito, desde un radiador perforado, hasta mangueras dañadas o conexiones flojas. Pero cuando la fuga es en la bomba de agua, es indicio de un sello dañado.

    La falta de refrigerante puede causar graves daños en el motor, por ello, es deber identificar donde se encuentra la fuga y realizar la corrección inmediata. Luego, debes completar el nivel de refrigerante del circuito y purgar de aire el sistema.

    4. Desarrollo de ruido extraño

    El daño mecánico a la bomba de agua a menudo se nota a través del ruido. Si la corrosión o los defectos en el rodamiento de bolas o el eje de la bomba perjudican el buen funcionamiento del componente, los automovilistas notarán golpes, o rechinamiento. Sin embargo, los ruidos son difíciles de escuchar cuando el motor está funcionando. Es necesario escuchar atentamente con el capó abierto para darse cuenta de estos síntomas.

    Cómo Cambiar la Bomba de Agua

    La mano de obra especializada necesaria para el cambio de bomba de agua, puede resultar costosa. Si deseas reducir esto solo al gasto propio de los repuestos necesarios, puedes cambiar la bomba tú mismo con los conocimientos técnicos adecuados.

    El tipo de vehículo y el fabricante también influyen en esta decisión. Dependiendo de cómo está ubicada en el bloque del motor, la bomba puede ser difícil o fácil de alcanzar.

    También está el hecho de conocer el tipo de bomba de tu coche, ya que las hay eléctricas y mecánicas, y cada una tiene su procedimiento de cambio.

    Bomba de agua mecánica

    Una bomba de agua mecánica es impulsada por una polea o rueda dentada, que se debe quitar antes del ensamblaje. Esta estructura da como resultado la responsabilidad de quitar con cuidado la correa dentada y luego instalar la nueva correa de acuerdo con la sincronización.

    Pero, ¿Qué pasos debes seguir para cambiar la bomba de agua del automóvil tú mismo?

    Las 4 Fallas Comunes de la Bomba de Agua
    Bomba de agua mecánica para coches

    1. Desconexión de la Batería

    En primer lugar, es importante desconectar correctamente la batería del automóvil. Es importante que en el vehículo no exista energía eléctrica. Si el lugar de trabajo se ve entorpecido por la ubicación de la batería, no dudes en desmontarla por completo.

    2. Drenado del Refrigerante

    El refrigerante se debe drenar a través de la manguera inferior del radiador y se recolecta para que luego puedas desecharlo adecuadamente. Lo más recomendable es que este refrigerante sea cambiado en su totalidad en el proceso. No es costoso y así aseguras un funcionamiento óptimo del circuito.

    3. Desmontaje de la correa

    Debes aflojar los tornillos del tensor de la correa, pero antes, haz un croquis del montaje completo de la correa, por donde pasa y la forma del pase. Luego de aflojar el tensor, la correa dentada de la bomba se puede quitar fácilmente.

    Aquí puedes aprovechar para verificar el estado del tensor, el estado de la correa, y decidir si necesita cambio. Si la correa tiene mucho kilometraje acumulado, lo mejor es el cambio completo de correa y tensor.

    4. Desmontaje del Alternador

    En algunos modelos, el alternador se encuentra en el mismo sistema de transmisión de la correa, y ocupa un espacio importante para poder sacar la bomba. En otros modelos incluso es obligatorio bajar el alternador, ya que se encuentra sobre la bomba de agua.

    Afloja los tornillos de la base del alternador. Aquí es útil marcar todas las conexiones en algún color llamativo que te ayude a identificarlas, para que luego se puedan volver a colocar de igual forma.

    5. Cambio de la bomba de agua

    Los tornillos que sujetan la bomba de agua, se pueden quitar con una llave Allen. En este caso, deben evitarse los movimientos bruscos y rápidos, ya que todavía hay algunas conexiones de cables que están cercanas.

    Recuerda que estás bajando todo el conjunto de la bomba, sin su carcasa externa. Realmente esta carcasa no es necesario tocarla, a menos que tenga algún problema en específico y sea imperativo cambiarla.

    Al quitar los tornillos, podrás sacar el sistema de impele, el eje principal, la tapa, el sello y la polea de transmisión de la correa.

    6. Preparación de la nueva bomba

    Fuera del bloque del motor, ahora se puede realizar la importante preparación de la nueva bomba para el automóvil. Para hacer esto, se arma la bomba con todo lo necesario para su funcionamiento, con las partes de la bomba desmontada.

    En esta paso, se usa de la vieja bomba, los tornillos de sujeción y en algunos modelos, la polea de transmisión. Lo demás, debe ser de la bomba nueva.

    7. Montaje de la nueva bomba

    Para el cambio, la nueva bomba de agua se inserta primero y se atornilla al bloque del motor. Luego se vuelven a realizar todos los pasos anteriores de forma inversa. Debes montar y conectar cada uno de los componentes que hayas desmontado para poder realizar el trabajo.

    8. El nivel de refrigerante

    Luego de estar todo debidamente montado y ajustado, se debe llenar de refrigerante el circuito, hasta la marca correspondiente. Al encender el motor, deja destapado el radiador para que salgan las burbujas de aire del circuito, y puedas completar el nivel de refrigerante en circulación.

    Bomba de agua eléctrica

    Cada vez más fabricantes confían en este modelo eléctrico, que puede demostrar un mayor grado de eficiencia. De esta manera, la bomba de agua eléctrica con una estructura simple contribuye a reducir el consumo total de combustible del automóvil.

    Dado que la bomba de agua eléctrica no está conectada a una correa trapezoidal, correa dentada o cadena de distribución, no es necesario desenroscar la polea de la correa y quitar la correa.

    En cambio, todos los cables y líneas se pueden quitar directamente de la bomba de agua electrónica y la bomba en sí se puede desmontar. Solo te recomendamos que marques cada conexión, cable y línea que tenga para que puedas realizar el montaje correcto.

    Las 4 Fallas Comunes de la Bomba de Agua
    Bomba de agua eléctrica para coches

    Pruebas a realizar

    Durante la prueba de funcionamiento que hagas, la temperatura del motor debería estar nuevamente dentro del rango normal. Espera unos 20 minutos aproximadamente para que la temperatura suba y las burbujas de aire hayan salido del circuito de refrigerante.

    Completa el refrigerante faltante y tapa el radiador. Sigue con el motor encendido por unos 15 o 20 minutos más para verificar posibles fugas en el circuito, ruidos extraños y el comportamiento de la temperatura.

    El sistema de refrigeración tiene sensores de temperatura, con muchas funciones, una de las cuales es el control de los electroventiladores del radiador, y el envío de la señal al indicador del tablero.

    Monitorea esta temperatura en el tablero y comprueba que los electroventiladores estén encendiendo y apagando correctamente de forma automática.

    ¿Es normal un poco de refrigerante alrededor del agujero de fuga?

    Con una bomba de agua nueva, es normal que escapen pequeñas cantidades por el orificio de fuga, ya que el cierre mecánico tarda algún tiempo en asentarse correctamente, esto es lo que comúnmente se conoce como fase de rodaje, no hay nada de qué preocuparse.

    Tan pronto como el sello mecánico esté correctamente asentado, la filtración se detendrá.

    Una filtración más fuerte o incluso gotas del orificio de fuga después de esta fase de rodaje o rastros más grandes de refrigerante alrededor del orificio de fuga son anormales e indican una falla inminente de la bomba de agua.

    Cuida la bomba de agua

    También es posible tener una influencia positiva en la bomba de agua como medida preventiva para evitar que se dañe. Para ello, se deben evitar aceleraciones bruscas y muy altas al motor.

    Otra cosa que debes verificar es la tensión incorrecta de la correa, que puede ser responsable de la falla. Una correa demasiado tensada, podría estar ejerciendo una fuerza considerable en la polea que puede afectar el eje principal y su sello.

    Una correa floja, no podrá transmitir el movimiento necesario a la bomba para que cumpla su función. Todo esto solo lo puedes verificar, chequeando visualmente debajo del capó de forma regular.

    ¿Cómo Evitar que Falle la Bomba de Agua?

    La mayoría de las fallas de las bombas de agua no se pueden atribuir al hecho de que son de mala calidad. Se les puede culpar fácilmente. Sin embargo, se necesita un buen mecánico para determinar y corregir la causa antes de que ocurra otra falla en la bomba de agua.

    Un sello mecánico defectuoso debido a una mala instalación es la causa más común de falla prematura de las bombas de agua.

    Antes de reemplazar la bomba de agua de un automóvil, debes diagnosticar la causa de la falla. Una bomba de agua promedio mueve 1,7 millones de litros de refrigerante en el transcurso de unos cuatro años o 100.000 km.

    Si una bomba de agua falla antes y se reemplaza sin inspección, es probable que la vida útil de la nueva bomba sea aún más corta. Si conoces el motivo del fallo de la bomba de agua, puedes descubrir la causa y corregirla.

    Daños comunes en una bomba de agua

    La mayoría de las reclamaciones de garantía para bombas de agua se remontan a errores de instalación.

    1. Falla de la bomba por funcionamiento en seco

    Además de enfriar el motor, el refrigerante tiene otra función importante, que es crear un sello importante dentro de la bomba de agua. El llamado sello mecánico es un "sello dinámico" que es común en dispositivos giratorios como las bombas.

    Cuando se opera una bomba de agua, el líquido puede escapar por un pequeño espacio entre los dos anillos internos de la bomba, que giran entre sí (un anillo gira con el eje, el otro está estacionario). Para evitar tales fugas, es necesaria una barrera de líquido hecha de refrigerante entre los anillos.

    Si la bomba de agua funciona en seco, los anillos pueden dañarse permanentemente, lo que provoca ruidos prematuros y fugas de refrigerante.

    ¿Cómo se puede prevenir esto?: Primero llena el circuito de refrigeración con refrigerante. Luego, gira la polea impulsora de la bomba unas diez veces sin que la correa esté tensada en la polea. Esto permite que algo de refrigerante forme el sello mecánico antes de arrancar el motor.

    Si las mangueras de refrigerante no están conectadas, o si deseas probar la capacidad de rotación de la nueva bomba antes de la instalación, es recomendable verter un poco de refrigerante nuevo sobre la bomba con el impulsor hacia arriba antes de girarla unas diez veces.

    También puedes llenar un recipiente con refrigerante nuevo y sumergir la bomba nueva para probarla de manera segura.

    2. Falla de la bomba por el uso incorrecto de sellos mecánicos, sellos planos o agentes selladores

    Es fácil que la bomba de agua se asiente incorrectamente o, peor aún, que se dañen ciertos componentes sensibles como los sellos mecánicos, lo que provoca fugas de refrigerante.

    ¿Cómo se puede prevenir esto? Los anillos viejos de sellado y los sellos planos deben reemplazarse por otros nuevos. Solo usa sellador si el fabricante lo recomienda específicamente.

    Si la bomba está equipada con un sello plano o un sello mecánico (por ejemplo, junta tórica), no se deben utilizar pastas de sellado, ya que esto definitivamente puede causar problemas. Los selladores deben usarse según lo previsto.

    Aplica el sellador de manera uniforme y fina a lo largo del borde y alrededor de los pasantes de refrigerante (orificios de montaje) en el lado del impulsor de la bomba.

    Demasiado sellador impide una correcta instalación. La bomba puede desalinearse una vez que aprietas los tornillos, y el exceso de pasta a menudo termina en el circuito de enfriamiento, donde puede causar daños importantes.

    Los selladores también se ofrecen con diferentes velocidades de secado, así que presta atención a las instrucciones de procesamiento en el empaque.

    3. Falla de la Bomba debido a la mala calidad del refrigerante

    El refrigerante contaminado, el refrigerante incompatible o una mezcla de refrigerantes con diferentes propiedades químicas provocan fallas prematuras de las bombas de agua.

    La contaminación dañina es común en sistemas mal mantenidos. Las impurezas dañan las juntas en el interior de la bomba de agua o perjudican su resistencia al desgaste y crean así un camino de salida para el refrigerante.

    Un refrigerante inadecuado no ofrece la protección necesaria contra el óxido y la corrosión, que pueden romper las partes individuales de la bomba.

    ¿Cómo se puede prevenir esto? Vacía completamente el circuito de enfriamiento y enjuágalo adecuadamente antes de instalar una nueva bomba de agua. Solo debes usar el refrigerante correcto recomendado por el fabricante del vehículo.

    El sistema de refrigeración actual es mucho más complejo de lo que solía ser y contiene componentes hechos de muchos materiales diferentes. La necesidad de proteger estos componentes del óxido y la corrosión es el principal impulsor del creciente mercado de refrigerantes aprobados por los fabricantes de automóviles.

    4. Falla de la bomba debido a componentes de la transmisión defectuosos o instalados incorrectamente

    No se debe ignorar la relación entre la bomba de agua y el sistema de transmisión por correa. Una correa dentada gastada o una polea tensora gastada o mal instalada, destruirá la bomba de agua, al igual que una bomba de agua defectuosa o mal instalada provocará una falla prematura de la transmisión por correa.

    ¿Cómo se puede prevenir esto? Reemplazando la transmisión por correa y la bomba de agua al mismo tiempo, usando un kit completo, la vida útil de la transmisión por correa y la bomba de agua se optimiza y se minimiza el riesgo de falla prematura.

    Sigue exactamente las instrucciones de montaje, el proceso de sujeción y las especificaciones del fabricante.

    Para cerrar

    También te puede interesar: Las 4 Fallas Comunes del Sensor de Temperatura

    El refrigerante drenado al reemplazar el componente es un residuo especial tóxico que debe tratarse en consecuencia. Bajo ninguna circunstancia el refrigerante debe penetrar en el agua subterránea. Por tanto, es aconsejable recoger el líquido en un recipiente hermético.

    La eliminación adecuada sería en el centro de reciclaje local en tu comunidad.

    En última instancia, solo se recomienda realizar la reparación, si tienes los conocimientos técnicos necesarios. Debido a la gran cantidad de conexiones y uniones roscadas que primero deben aflojarse correctamente para cambiar y luego volver a ensamblar, este trabajo es algo complejo.

    Quienes deciden realizar el cambio en un taller especializado, se benefician de un diagnóstico claro del problema técnico. Los expertos responsables pueden reconocer en unos momentos si los síntomas se deben realmente a la bomba de agua.

    Todos los talleres especializados también señalan como una muy buena oportunidad para cambiar la correa de distribución. Su sustitución es comparativamente barata y se puede aprovechar el cambio gracias al trabajo preparatorio que ya se ha realizado.

    Al cambiar ambos componentes, teóricamente es posible conducir otros 120.000 kilómetros con la nueva bomba de agua y la nueva correa en el coche sin problemas técnicos.

    Los costos de la intervención pueden ser limitados, siempre que la reparación se lleve a cabo lo antes posible. Esto es importante para proteger el motor de las consecuencias del sobrecalentamiento, que incluso puede provocar una pérdida total.

    Es mucho más económico que la bomba de agua se revise rápidamente en un taller especializado y, si es necesario, se cambie. Dependiendo de la facilidad con que se acceda a los componentes en el vehículo respectivo y del precio de las piezas de repuesto, los costes totales varían entre 200 y 500 euros.

    La bomba de agua es un componente discreto de gran importancia para el motor. Un defecto en la bomba de agua puede dañar el motor y generar costos enormes.

    Por lo tanto, es aconsejable vigilar siempre el agua de refrigeración y la bomba y reaccionar inmediatamente en caso de síntomas como pérdida de refrigerante o alta temperatura del motor. El costo de reemplazar la bomba es bajo en comparación con el daño del motor.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir