Cómo Saber el Año de un Coche

¿Estás a punto de comprar un automóvil usado pero no estás seguro de su año de fabricación? Ahora te daremos algunos consejos que pueden ayudarte a descubrir la historia del coche, incluida toda la información útil para entender si es una buena compra. Veamos Cómo Saber el Año de un Coche.

Verificar el número de chasis (VIN) de un automóvil usado puede ahorrarte mucho dinero, te dará información valiosa y te puede proteger de una mala compra. He aquí como hacerlo.

Cómo Saber el Año de un Coche
Cómo Saber el Año de un Coche
Índice

    ¿Qué es el VIN?

    El VIN o número de chasis, es un código que permite conocer la información más importante de un vehículo específico: marca, modelo, fábrica y año de fabricación, tipo de carrocería y algunas de las opciones instaladas.

    La ubicación del número de identificación del vehículo varía según el modelo de automóvil. En general, los fabricantes de automóviles lo insertan en varios lugares, también para identificarlo más fácilmente.

    Estos son los lugares más comunes para buscar el número de chasis en el automóvil que quieres investigar.

    • En la esquina inferior derecha o izquierda del parabrisas, a menudo visible desde el exterior.
    • En el compartimento del motor.
    • En la parte inferior del “pilar B”.
    • En el piso del maletero o en el hueco de la rueda de repuesto.
    • En el área interna de la puerta del conductor, entre la puerta y el marco.

    En cualquier caso, el VIN también se puede encontrar en los documentos del automóvil, en la póliza de seguro, en el certificado de propiedad en papel y en el documento de matriculación del vehículo.

    Cómo Saber el Año de un Coche

    Un consejo importante antes de comprar un automóvil usado, asegúrate de que todos los números de chasis que encuentres sean idénticos y se correspondan entre el automóvil y los documentos, de lo contrario, algo anda mal.

    En general, la verificación del número de chasis es útil para las fuerzas del orden, para identificar automóviles sospechosos y para que los mecánicos realicen reparaciones y lleven su historial.

    Pero también puede ser muy útil si estás pensando en comprar un auto usado, para conocer su historial e información, y cualquier problema que el vendedor no conozca u oculte.

    También te puede interesar El Odómetro, Qué es, Cómo Funciona y Tipos de Odómetros

    Plataformas por Internet: Carfax

    Existen plataformas especializadas que son capaces de reconstruir toda la historia de un vehículo. Una de las más populares y conocidas en Europa y el mundo es Carfax.

    Su sistema es capaz de comprobar si un coche es realmente lo que aparenta, por medio de sus datos oficiales y su historial. Lo único que necesitas es el VIN (Número de identificación del vehículo), que es, como te lo comentamos arriba, un código único de 17 caracteres que en lenguaje común se conoce mejor como número de chasis o número de bastidor.

    Al verificar el número de chasis del automóvil, obtendrás el historial completo del automóvil que deseas comprar, y en él, podrás ver su año de fabricación. Veamos cómo hacer esta verificación a partir del VIN.

    • Ve al sitio de Carfax España.
    • Conseguirás una barra de buscador en la parte superior de la página. Allí puedes colocar el número VIN del coche que quieres investigar, o en su defecto, el número de matrícula.
    • El sistema te muestra la cantidad de registros que tiene disponible para el vehículo en cuestión.
    • Luego, el sistema te facilita la opción de comprar el informe Carfax de ese coche.

    El proceso de compra es sencillo, en el cual realizas el pago correspondiente por el informe o los informes que quieres, y te los envían a tu cuenta personal en la página Web.

    Verificar el número de chasis en Carfax te permite conocer mucha información:

    • Información general. Marca, modelo, fábrica y año de fabricación, tipo de carrocería, equipamiento de fábrica, matrícula, cambio de documentos y cualquier cambio de titularidad.
    • Kilometraje e información sobre posible manipulación del odómetro. El fraude de kilometraje es el más extendido, en España como en el resto de Europa, averiguar si el odómetro ha sido manipulado puede ahorrarte mucho dinero.
    • Descubrir que un automóvil es robado, quizás en otro país, es una coincidencia menos rara de lo que uno podría pensar.
    • Historial de incidentes y evidencia de daños. Cualquier vehículo puede haber sufrido daños, a veces incluso graves, y haber sido reparado en buen estado y sin especificarlo. Comprar un automóvil dañado sin saberlo significa pagar más de lo que deberías, arriesgarte a tener que gastar más dinero en probables reparaciones futuras y asumir riesgos innecesarios para tu propia seguridad.
    • Cantidad de Propietarios. Saber si el automóvil ya ha cambiado de dueño en el pasado puede decirnos mucho.
    • Saber si un automóvil ha sido revisado regularmente, ha sido sometido a varios trabajos de mantenimiento, revisión, pruebas de emisiones o trabajos menores de reparación, puede darnos una mejor idea del estado de mantenimiento del vehículo.
    • Tipo de Uso. Comprobando el número de chasis podemos saber si el coche se utilizó como vehículo de propósito especial, para minusválidos o policías, autoescuela, alquiler de coches, transporte público, taxi o vehículo de entrega de mercancías, etc.
    • Limitaciones de uso. Para saber si un automóvil ha sido objeto de una hipoteca, confiscación u otra limitación de los derechos de propiedad.

    Debes saber que la confiabilidad de todos los datos procesados ​​está garantizada, evitando cualquier intento de modificarlos, falsificarlos o manipularlos.

    ¿Por qué es Importante Conocer el Año de Fabricación de un Coche?

    Conociendo el año de un coche, tendrás una idea más clara sobre el kilometraje del coche y su estado general. Es un dato que se considera importante, y que el vendedor te dará en el proceso de revisión, pero que debes comprobar por ti mismo.

    Teniendo a la mano un informe cronológico del coche, estarás mucho más seguro de la información que te ofrece el vendedor. Solo debes comparar y confirmar los datos que no te parecen que sean coincidentes. Y si existe mucha diferencia entre las dos informaciones, lo mejor es desistir de la compra.

    ¿Es Importante el Año de Matriculación de un Coche?

    Te debo recordar que, el año de matriculación y el año de fabricación no son lo mismo. No tienen el mismo significado. El Año de Fabricación es el año en el que salió el coche de la planta, de la fábrica.

    El año de matriculación, es el año en el que se oficializó su matrícula y quedó listo para su salida a la calle. Estos dos datos pueden coincidir la mayoría de las veces, pero no es algo que se da al 100%.

    Muchas veces un coche puede salir un año, y quedar matriculado al año siguiente, no es de extrañar.

    La fecha en que un automóvil se pone en servicio por primera vez tiene un gran impacto al comprar o vender un vehículo o incluso al calcular el precio final de venta.

    También se puede tener en cuenta en el precio de la prima del seguro de automóvil. Por último, otro punto y no menos importante, la fecha de la primera matriculación puede ser un elemento muy valioso para conocer el kilometraje medio recorrido.

    Por lo tanto, esta información no debe pasarse por alto, ya que indica la fecha precisa en la que se registró el vehículo por primera vez. Ten en cuenta que puedes encontrar estos datos en cada informe de historial proporcionado por Carfax.

    ¿Es Costoso el Informe Carfax?

    Tambien te puede interesar Cómo Saber si mi Coche Puede Circular por Barcelona

    Conocer la información detallada de un coche usado, que por lo general tiene un valor de varias decenas de miles de euros, puede aumentar su valor o ahorrarte dinero de una inversión incierta.

    Se utilizan varias fuentes para compilar estos informes detallados: talleres, registros estatales, compañías de seguros, flotas de vehículos conectados y muchas otras.

    Construir una enorme base de datos y actualizarla continuamente implica costos. Además, el servicio está disponible las 24 horas del día, los 7 días de la semana, con información que no se puede manipular porque está protegida, pero que se puede adquirir a un precio que nos parece bastante razonable.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir