Cómo Pulir los Faros del Coche

¿Necesitas renovar y darle un nuevo aire a tu coche? Pues, puedes empezar por pulir los faros. Muchas personas no le dan la debida importancia, pero unos faros pulidos, cambian drásticamente la condición general del coche. Pero… ¿Cómo Pulir los Faros del Coche?

Pues aquí tocaremos este tema y veremos cómo realizar este trabajo en casa. La pulitura de los faros no solo renueva visualmente el coche, sino que también tus faros serán más brillantes y claros, mejorando la visibilidad nocturna.

Así que, sabiendo lo importante que son unos faros pulidos y claros, es bueno preocuparse por mantenerlos al día. Entonces, comencemos con nuestro post.

Cómo Pulir los Faros del Coche
Pulir los faros
Índice()

    ¿Cuándo Pulir los Faros de tu Coche?

    Si hace unos años los faros de los automóviles estaban hechos de vidrio, el policarbonato finalmente lo reemplazó, pero con él apareció un inconveniente.

    De hecho, el desgaste que se caracteriza por el amarilleo y la opacidad se debe al hecho de que el policarbonato es un material poroso. Un faro en mal estado significa un rayo de luz menos claro y menos potente en la carretera.

    Los faros por lo general, se vuelven opacos con el tiempo. Esto puede acarrear problemas de visibilidad en horas de la noche ya que la luz no será suficiente. Tener los faros opacos es un problema de seguridad, además de un problema estético.

    Muchas personas optan por cambiarlos por completo cuando los faros presentan este tipo de daño. Pero puedes ahorrar algo de dinero, puliéndolos. Este trabajo lo puedes hacer tú mismo en casa, o puedes llevar tu coche a un taller de pulitura.

    En ambos casos, saldrá mucho más barato que comprar los faros nuevos y realizar el cambio.

    También te puede interesar Faros Traseros – Propósito, Características, Tipos Y Más

    ¿Cómo Pulir los Faros del Coche?

    ¿Quieres hacer brillar tu coche y cuidar la transparencia de tus faros? Pulir los faros delanteros es un gesto sencillo que se puede hacer en poco tiempo con productos básicos y fáciles de encontrar.

    Además, no es algo que requiera conocimientos especiales.

    Sin embargo, si no deseas hacerlo tú mismo por temor a dañarlos, simplemente puedes confiar la tarea a un especialista. En los talleres de pulitura de pintura, existe personal capacitado para realizar este tipo de trabajo.

    Para pulir tus faros necesitarás:

    • Esponjas.
    • Trapos suaves.
    • Un rociador de producto.
    • Un producto pulidor o un tubo de pasta de dientes.
    • Un rollo de papel toalla.
    • Cinta de carrocero.
    • Un recipiente donde pondrás agua con jabón.

    También es aconsejable prever el uso de un juego de llaves y un destornillador para quitar las ventanas. Además, si tus faros delanteros tienen rayones, debes tener papel de lija para quitar estas rayas.

    Comencemos.

    • Primero, debes abrir el capó para que tengas acceso completo a los faros delanteros de tu coche. En algunos modelos, no es necesario pero en otros sí.
    • Lava con agua y jabón los dos faros delanteros. Deben estar totalmente limpios, sin rastros de polvo o grasa.
    • Revisa el estado de los dos faros y comprueba que tantas rayas tienen, y si son superficiales. Tendrás tres niveles de trabajo, que dependen del estado de los faros. Si están muy rayados, debes empezar con lija 400. Si las rayas son superficiales, usa lija 1000. Y si no tienen rayas, puedes empezar puliendo con producto pulidor.
    • Ya sabiendo cómo vas a empezar, coloca cinta de carrocero alrededor del faro, para proteger la pintura de tu coche.
    • Comienza con una lija 400 mojada en agua. Frota el faro en círculos suaves, uniformes, sin dejar secar la superficie. Siempre mantenla mojada cuando trabajes con la lija. La lija 400 comenzará a borrar las rayas y áreas con aspereza de tu faro al cabo de un tiempo.
    • Tómate todo el tiempo que sea necesario en cada faro. Mantén siempre la uniformidad del movimiento. La tarea es repetitiva y algo tediosa, pero comenzarás a ver los frutos al cabo de un tiempo, paciencia.
    • Luego lava con agua y seca con un trapo. Podrás ver en tus faros, rayas mucho más superficiales. Estas las podrás quitar con la lija 1000. Realizando los mismos movimientos, con la misma intensidad y uniformidad. Tómate tu tiempo. Usa agua para mojar la superficie del faro y la lija.
    • Vuelve a secar y comprobar que ya no exista superficie rugosa ni rayas en el faro. Pero verás que está algo blanquecino, como una “niebla”. Ya es hora de comenzar a pulir.
    • Para pulir bastará con poner el producto pulidor sobre toda la superficie del faro. Con un paño grueso de lana, pule suavemente de manera uniforme y repetida para asegurar un buen resultado. El paño no debe soltar ningún tipo de pelusa.
    • Tómate al menos 5 minutos para cada faro. Si tus faros delanteros tienen mucha “neblina”, la pulitura llevará más tiempo y es posible que debas aplicar más de tres capas de producto para ver los resultados. Puedes usar pasta de dientes para un mejor brillo y una mejor limpieza, un truco muy bueno.
    • Cuando veas que ya la pulitura hizo efecto y se ven los faros relucientes y claros, usa otro paño de lana para pulir en seco, sin agregar producto pulidor.
    • En algunos kits de pulitura de faros, vienen abrillantadores, un líquido especial que le da mucho más brillo a la superficie. Si lo vas a usar, debe ser en este momento.
    • El abrillantador te permitirá sacarle mucho más brillo a la superficie de tus faros. Una vez que estés satisfecho con la claridad de tus faros, ya estás listo para el siguiente paso.
    • Aplica cera para una buena capa de protección. Por último, enciende tus faros y admira el trabajo, ahora están relucientes y como nuevos.
    • Quita la cinta de carrocero de alrededor del faro, y contempla tu obra.
    Cómo Pulir los Faros del Coche
    Cómo Pulir los Faros del Coche

    La Pasta de Diente Para Limpiar Faros. Mito o Realidad

    Limpiar los faros con regularidad los mantiene con un aspecto nuevo y brillante, lo que te evitará tener que cambiarlos o reemplazarlos, algo bastante costoso. Hay varias soluciones disponibles en el mercado para la limpieza y pulitura de faros, aunque lo más fácil es usar pasta de dientes.

    La pasta de diente es un producto fácil de adquirir y sobre todo mucho más económico que un kit de limpieza. Así que toma un cepillo, un rociador que llenes con agua tibia, un paño y una pasta de dientes que, idealmente, contenga bicarbonato de sodio.

    El bicarbonato de sodio es un producto conocido por sus propiedades limpiadoras y blanqueadoras.

    • Para comenzar, inspecciona tus faros delanteros y ve si la suciedad está en el interior de las ventanas o en el exterior. Si está en el interior, retira con cuidado la óptica del faro. No te preocupes, no es complicado. Abre el capó, retira la tuerca que fija la óptica del faro y afloja.
    • Agrega pasta dental a toda la superficie del faro, con un cepillo de diente.
    • Luego, toma tu esponja ligeramente húmeda y comienza a limpiar tu faro. La pasta dental realizará el mismo trabajo que el pulidor, a una escala menor. Pero esto es suficiente para el mantenimiento.
    • Luego de haber quitado toda la pasta dental y haber pulido toda la superficie, puedes agregar una capa de cera para la protección.

    La pasta de dientes será muy efectiva, siempre y cuando los faros no estén tan deteriorados, o no hayas pasado ningún tipo de lija. Si usaste lija previamente, usa producto pulidor especial. Así te ahorras una gran cantidad de esfuerzo.

    ¿Cómo Restaurar los Faros de un Coche con un Taladro?

    Te hablábamos del uso de pasta de dientes y de productos especiales para pulitura en tus faros, haciendo todo el trabajo a mano, a pulso. Pero ¿sabías que existían otros métodos? De hecho, puedes pulir el plástico de tus faros con un taladro, solo que deberás equiparlo con el accesorio adecuado.

    Los discos de lana y de lija son accesorios que puedes conseguir fácilmente en las tiendas de bricolaje. Y se pueden conectar a tu taladro o destornillador eléctrico. Además, si es inalámbrico, ni siquiera necesitarás electricidad para pulir. Es práctico y económico.

    Para usar el taladro con sus respectivas lanas y lijas, debes dar los mismos pasos que describimos anteriormente. Solo que la acción no la harás de forma manual, sino ayudado con el taladro.

    Esta opción te ayudará a disminuir el tiempo de trabajo en más de la mitad. Solo debes tener presente que la pulitura con taladro es más sensible y debes ser muy cuidadoso a la hora de usar las lijas.

    No debes aplicar mucha fuerza, y debes mantener la uniformidad del movimiento en toda la superficie del faro. Y si existen partes del faro que no puedes trabajar con el taladro, debes hacerlo a mano.

    ¿Cómo utilizar un kit de pulido de faros?

    También te puede interesar ¿Cómo Reemplazar Las Lámparas De Los Faros En Un Kia Ceed?

    Además del uso de productos como pasta de dientes para pulir los faros de tu coche, existen kits de pulido específicos para el mantenimiento de estos. Estos kits se venden en todas partes a diferentes rangos de precios.

    Es una herramienta muy práctica, ya que contiene todos los materiales necesarios para el pulido, además de instrucciones y guía de usuario.

    Adquirir este tipo de kit te ahorrará mucho tiempo y te permitirá mantener tus faros como un verdadero profesional.

    Además, puedes conservarlo para otros usos, siendo el pulido de los faros un mantenimiento que conviene hacer de forma periódica. Ten en cuenta que los kits de pulido son muy fáciles de usar y también contienen todo lo que necesitas.

    En la mayoría de los casos, un kit de pulido contiene: papel de lija, cinta adhesiva, limpiador / desengrasante, trapo, abrillantador. También debe venir con un folleto explicativo. Este folleto te servirá de guía para que puedas seguir los pasos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir